Diegón, «Mártir» Óleo sobre tela, 60 x 50 cms. (2020)

FICHA TÉCNICA:
-Título: “Mártir”
-Dimensiones: 50x60cm.
-Técnica: Óleo sobre lienzo.
-Año: 2020.
-Materialidad: Pintura al óleo sobre lienzo de tela.
RESEÑA DE LA OBRA:
La obra presentada fue concebida bajo las circunstancias que el año 2020 trajo a la sociedad chilena, donde el problema aborda diferentes áreas de nuestra estructura social. Es así que nos enfrentamos contra dos enemigos mortíferos: por un lado una pandemia que amenaza contra nuestra integridad física y psicológica, sumidos en la incertidumbre del futuro y acechados constantemente por la muerte, y por otro lado contra un gobierno indiferente e indolente, que socava nuestras esperanzas y nos mantiene al filo de la desesperación ante la falta de ayuda. De esta forma, coartados de nuestras libertades y privados de nuestro derecho a una vida justa y digna, somos los mártires que defendemos nuestra convicción de resistir y luchar unidos contra las desigualdades. Por cada golpe que nos haga quebrar, serán más los ojos que verán a través de los nuestros, unidos en la empatía, conscientes de nuestras necesidades y dolores, resistentes ante esta realidad injusta, sofocante y avasalladora.

PERFIL DEL SOLICITANTE:
Mi nombre es Diego González Ibáñez, alias “Diegón”. Tengo 27 años, oriundo de Rancagua y Arquitecto de la Universidad Técnica Federico Santa María.
Desde muy pequeño manifesté mi aprecio por las artes manuales, primero recortando revistas para hacer collages y creando dibujos para jugar ‘a las batallas’ con mis hermanos. De adolescente, dediqué la mayoría de los recreos para llenar croqueras con dibujos, dando lo mejor de mí en la asignatura de Artes Visuales y aprendiendo diversas técnicas artísticas en la ‘Academia de Arte’ del Liceo Oscar Castro. En la universidad, durante mis estudios de arquitectura, exploré una faceta más técnica del diseño, especialmente en cuanto al manejo gráfico y el fundamento conceptual de las obras. Durante los últimos 3 años me he dedicado a explorar otras formas de expresiones artísticas, desde diferentes técnicas asociadas a la cerámica, la artesanía y las manualidades en general, adentrándome un poco en el mundo del maquillaje artístico y el drag y retomando mi amor por la pintura al óleo, el dibujo y la fotografía.
Pese a que nunca desarrollé mi arte de forma profesional ni con mayores estudios al respecto, éste forma parte importante de mi vida y es en lo que mejor se ve reflejada mi esencia. El arte canaliza mis ángeles y demonios, me ayuda a expresar lo que muchas veces no puedo con las palabras, libera mi mente, mi imaginación y especialmente me obliga a ser crítico ante la realidad, porque gracias al arte logro manifestar mi relación con la sociedad, mi visión de mundo y mi lado revolucionario.